Lo que una madre guerrera es capaz de enseñar

madre-guerrera

Ella sabe abrazar en el momento de dolor y reprender cuando se comete un error. Es amiga, consejera, y madre guerrera. Sus principios muestran su carácter y, en búsqueda de lo mejor para sus hijos, se aseguran de transmitir valores. Una madre así es alguien fuerte y esa fuerza se reflejará en la crianza y en la personalidad de sus hijos a lo largo de su vida.

Suelen Sarracine Balbini, de 32 años, (foto abajo) empleada bancaria, cuenta que la dedicación que su madre tuvo con ella fue y es un gran ejemplo. “Mi madre dejó el trabajo para cuidar a sus hijas y 14 años después, volvió a trabajar y pudo progresar. En la misma época, mi padre se fue de casa y ella nos cuidó sola. Nos apoyó y nos enseñó a luchar con fe; y, por la fe, ella reconstruyó la familia”, relata.

Hoy Suelen, tiene dos hijos y cuenta que aprendió a ser una guerrera. “Tengo dos hijos, Luigi de 7 años, y Felipe de 2 años. Yo soñaba con el embarazo. Cuando Luigi nació, ‘mi mundo se derrumbó’, porque le diagnosticaron Trastorno del Espectro Autista? (TEA). Él fue rechazado por más de 5 escuelas. A partir de entonces, tuve luchas para conseguir médicos, mejores consultas y el mejor colegio”, afirma.

Suelen venció los prejuicios y consiguió un buen estudio para Luigi. “Encontramos una escuela en la cual lo aceptaron, es ayudado, incluido e instruido. Hoy, él tiene amigos, está aprendiendo a leer y a escribir, tiene un comportamiento extremadamente cariñoso y tranquilo. Pero, para eso, tuve que permanecer firme, sin dudar”, detalla.

0152_ARSegún Suelen, una de las preguntas que más escuchaba de las personas era: “¿No te desesperas por saber que tu hijo nunca será nadie en la vida? A lo que ella respondía: “No me desespero, porque tengo fe que él y Felipe serán grandes hombres de Dios. No renuncio a luchar por la mejora de Luigi, sigo con fe. Batallo con sabiduría para que mis dos hijos tengan discernimiento y puedan trazar un buen camino”, aclara.

Profesional, madre y esposa, la joven cumple bien todos sus roles. “Siempre estoy presente. Además de aconsejar, trato de actuar como quiero que ellos actúen, porque ellos le prestan atención a todo lo que hablamos y la manera como nos comportamos. Le enseñamos a orar, a cuidar a su hermano, a darle mucho afecto; y a tratar bien a todos, sin distinciones”, explica.

Fuerza

Algunos investigadores estudiaron la importancia de dar el ejemplo a través de las acciones. “El aprendizaje por observación  fue estudiado por Albert Bandura, psicólogo canadiense. Según Bandura, el aprendizaje social sucede por la observación del comportamiento de las personas con las cuales convivimos. Por eso, es fundamental que una madre sea firme en la educación”, orienta la psicóloga Valtência Barreto de Souza Oliveira.

Según la doctora Oliveira, la mujer determinada sabe cuál es el momento adecuado en el que debe imponerse y el momento apropiado de ser maleable. “Por lo tanto, tratándose de la formación de la personalidad, el papel de la madre tiene la capacidad de proporcionar amparo, afecto y educación para una convivencia satisfactoria, sin olvidar de establecer límites. De lo contrario, un niño que fue frustrado por su madre tiene grandes probabilidades de ser un adulto intolerante”, advierte.

Los padres o tutores deben saber decir no en el momento adecuado. “Es necesario encontrar el equilibrio para aprender a negar algo en el momento apropiado, para construir la autoestima día tras día, y transmitir valiosas enseñanzas, porque una crianza basada en el respeto influye en la buena información de un adulto”, concluye la psicóloga.

Por lo tanto, dedíquese a criar a sus hijos de la mejor manera posible, para que él la tenga a usted como referente de perseverancia. La persona criada por una madre guerrera se vuelve fuerte en la vida, porque aprende con ella la fuerza de la persistencia, el significado del amor y, sobre todo, el poder de la fe.

Una madre que ama nunca deja de luchar para superar las dificultades. Por eso, acérquese y conozca los trabajos de la Universal dirigidos a todas las mujeres que buscan ser lo mejor que pueden para sus hijos, los proyectos Madres en Oración y T-amar. Ingrese a los sitios y vea lo que necesita hacer para participar.

Reciba nuestras actualizaciones en su Email

Una respuesta a “Lo que una madre guerrera es capaz de enseñar”


  • Es así como dice la Sra. Suelen, los hijos acervan el comportamiento de los padres, y realmente el ejemplo que nos dan influye para nuestro futuro, solo con la dirección de Dios podemos ser ejemplo. el roll de una madre es muy importante y valioso.

Deje una respuesta





Universal - Venezuela