¿Por qué?

Por-que

Es una carrera de semana a semana. Hace eso, hace aquello, una cosa no tiene nada que ver con la otra; aún así, tenemos que mantener la concentración, no dejar que el globo se pinche…

Pero, ¿cuál es el mismo objetivo de todo lo que hacemos?

Lo más frustrante en la vida es no saber responder a esa pregunta. Estudias, pero no sabes porqué; trabajas sólo para comprar el pan de cada día; vas a la iglesia, pero nada nuevo te sucede, al contrario, las cosas no salen como esperabas, ya que eres tan fiel a Dios… ¿Cuál es el objetivo de todo eso?

Dios tiene un objetivo para todos, hasta para los momentos malos.

Recuerda que el Señor Jesús, estando en la cruz, siendo humillado, delante del desprecio y delante del infierno nunca Se desesperó, porque tenía un objetivo para todo aquello. Cuando se tiene un objetivo definido, no interesa el porqué de las cosas, no importa lo que suceda hasta llegar a donde queremos llegar. Hay un objetivo y ya está.

Y tú, ¿por qué haces lo que haces? Si el objetivo fuera algo más que tu vida personal, ¡va a ser lo máximo!

Cristiane Cardoso

Reciba nuestras actualizaciones en su Email

Deje una respuesta





Universal - Venezuela