Actitud ejemplar

actitud-positiva

Es inevitable, quien vive en este mundo siempre estará expuesto a las opiniones de los demás, sean o no necesarias. A veces somos apreciados por unos, otras veces somos odiados por otros, en realidad es imposible agradar a todos, pues ni el Señor Jesús lo consiguió. Por mejores personas que intentemos ser, siempre va a existir alguien que pensará lo contrario o que dudará de nuestras intenciones.

En la vida, podemos pasar por fases en que todos, aparentemente, nos aman, pero también, podemos experimentar situaciones en que sentimos que no agradamos a nadie. ¿Qué hacer delante de esta situación? Bien, en primer lugar, no confíes en tus sentimientos y mucho menos en la opinión de los demás pues éstas vienen como las olas del mar y, la mayor parte de las veces, están sujetas a otras opiniones.

Entonces, ¿qué hacer? En primer lugar, utiliza el desprecio de los demás como tu “combustible” para actuar siempre con una actitud ejemplar y será este “código de conducta” que te “justificará” delante de los demás y te hará ser independiente de cualquier opinión exterior a la tuya.

Aunque todos te desprecien, haz, todo con una actitud ejemplar y serás honrado.

Obispo Julio Freitas

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *