¿Usted ya escuchó hablar de la Fe inteligente y racional?

Hoy aprenderemos al respecto con el padre de la fe, Abraham.

Es una fe que piensa y por ende, una fe que agrada a Dios, por eso trae resultados.  

Abraham no es conocido como padre de la fe por casualidad.

Descubramos cómo funciona la fe inteligente.

El secreto para que la Hoguera Santa sea un medio de transformación de vida, está en la preparación.

El Templo de Salomón es una de las maravillas de este mundo, es único, hay muchos templos en todo el mundo, pero sólo hay un Templo de Salomón. Así como esta edificación, Dios quiere hacer algo único en su vida, porque usted es el templo del Espíritu Santo.

El espíritu Santo funciona como un GPS espiritual, Su principal papel es dirigir la vida de la persona.

Cuando usted hace un pedido por alguna área de su vida, por ejemplo, pide por su economía, la bendición para esa área no garantiza que las demás sean exitosas.

Hay personas que económicamente están bien, pero sentimental están mal.

Sin embargo, cuando la persona recibe el Espíritu Santo, no hay ninguna área de su vida que no sea beneficiada, porque Jesús dijo que el Espíritu Santo nos guiaría a toda verdad, entonces, imaginé al Espíritu Santo presente en cada momento de su día, ayudándole en las grandes o pequeñas decisiones que tenga que tomar.

No es casualidad que al final de la historia de Abraham, la Biblia menciona que él murió en buena vejez y que el Señor lo bendijo en todo.

Cuando usted tiene la presencia de Dios, ese hecho influencia de forma positiva en todas las áreas de su vida.

Es esto lo que Dios quiere que usted priorice, el Espíritu Santo, Él es mucho más que una bendición.

Todos tenemos problemas y situaciones por resolver, pero sin el Espíritu Santo, usted correrá atrás de una solución y no logrará resolver nada.

La biblia dice que Dios quiere habitar en el ser humano, y si Él no habita en su ser, esa debe ser su mayor ambición.

“Y apareció el Señor a Abram, y le dijo: A tu descendencia daré esta tierra. Y edificó allí un altar al Señor…” Génesis 12:7

“He aquí, no me has dado descendencia”. Génesis 15:3

Diez años transcurriendo de un versículo al otro, y en pocas palabras Abraham dijo a Dios: “Señor no me tome a mal, pero el Señor prometió darme hijos y ya pasaron 10 años”.

Abraham cobró de Dios aquello que Él le había prometido y esa es una de las características de la fe inteligente y racional, una fe que toma a Dios en serio.

¿Qué es la Hoguera Santa?

Somos nosotros que aún no siendo nada, vamos a la Palabra de Dios y utilizamos una fe inteligente y racional, comprobando si hubo el cumplimiento de la promesa. 

Muchos nos están escuchando, pero no pueden hacer lo mismo porque están frustradas a causa de los problemas y culpan a Dios por ello. 

Por otro lado, están los creyentes religiosos; cobran la promesa de Dios, pero no quieren hacer su parte.

Entradas relacionadas