En la Oscuridad

en-la-oscuridad

En la oscuridad uno se tropieza, choca con las cosas, se golpea, no consigue ver casi nada. Es un tormento andar en la oscuridad. Inmediatamente uno quiere encender la luz. La oscuridad es solo para ciertas cosas bien específicas como dormir y ver una película. Sinceramente no me acuerdo de ninguna otra utilidad para la oscuridad.

Sin embargo, muchas personas viven en la oscuridad, aún con la luz encendida. Viven la vida tropezándose, chocando con las cosas, y golpeándose. Piensan que el problema es todo menos lo más obvio: están en la oscuridad. ¿Cómo alguien puede estar en la oscuridad y no darse cuenta?

Cuando ella se esconde

Si estuviera en la luz, no estaría escondida. Del mismo modo es su vida, cuando hay cosas sobre ti que están escondidas, es como si tú estuvieras en la oscuridad también. Nadie puede ayudarte y te quedas viviendo aquello sola.

Es cuando estamos solas ante una situación que roza el peligro.

Son muchos los pensamientos negativos que vienen a la mente y por el hecho de estar sola, se vuelve difícil combatirlos cada instante. El pensamiento de que nadie lo sabe y de que estás engañando a todo el mundo pesa en tu conciencia, te hace sentir mal, y las consecuencias son diversas…

De ahí la razón de que tomes ciertas actitudes que ni tu misma sabes porque las tomaste. Hablas cosas que no querías hablar, te relacionas con las personas de una manera equivocada y lo sabes, pero no entiendes porque continúas haciéndolo… todo viene del pasado, de la raíz que has estado escondiendo durante tanto tiempo.

Su madre no lo sabe, su marido no lo sabe, ni siquiera su mejor amiga…

Pero, ¿cómo alguien va a librarse de algo que mantiene en la oscuridad?

Saquelo a la luz. Busque a alguien que le pueda ayudar en el proceso. Usted no tiene que seguir en la soledad.

Fuente: http://www.cristianecardoso.com/

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *