Jezabel está viva

jezabel

Esta es una de las épocas del año en el que la fe de la Universal está en su apogeo Es época de Campaña de Israel, época de milagros, de sacrificios, y de prueba con Dios. Nosotros entramos de cabeza, siempre con un pedido de prioridad en una mano y el sacrificio que Dios nos pide en la otra. Más ayuno, más oración, más determinación, menos distración, más convicción, menos emoción, más definición, y psh para todo lo que intenta (y como intenta) sacudir esa fe.

Este año, estamos en la fe de Elias en el Monte Carmelo pero ¿cómo hablar de Elias y no hablar de Jezabel? Una mujer autoritaria cuyo mayor objetivo de vida era dominar, inclusive a su propio marido. Ella humillaba a las personas y usaba su poder para sacar provecho de ellas (1 Reyes 21). Todo lo que ella quería, tenía que ser ejecutado y tenía que salir ganando, por encima de todo, hasta cuando era obvio que ella estaba equivocada (1 Reyes 19:2).

Jezabel incitaba a su marido Acab (1 Reyes 21:25) a hacer todo lo que era incorrecto, al punto de él conseguir ganar en el ranking de los reyes que más ofendieron a Dios hasta entonces (1 Reyes 16:33).

Que ella era una peste todo el mundo ya lo sabe, pero lo que mucha gente no sabe es que esas características de Jezabel son muy comunes en las mujeres modernas de hoy en día. ¡Qué triste. Mira la lista…

  • Mujer que tiene que salir ganando en la pelea, aunque eso le cueste una noche de paz en casa.
  • Mujer a la que la gusta tomar el control pasando por encima del marido y sin pena alguna, lo haces de gato y zapato.
  • Mujer que usa su autoridad para humillar y sacar provecho de los demás.
    Mujer que influencia su marido a hacer lo que es incorrecto.
  • Mujer que da miedo a cualquier uno.
  • Mujer que se cree una diosa y quiere todo a sus pies.
  • Mujer que no quiere ver sus propios errores y prefiere mantenerse en el error para mantener su poder.
  • Mujer materialista.
  • Mujer asesina.
    Mujer mandona.

Su hija Athalia siguió sus pasos y fue una otra burka en el reinado de Judá y hizo todo lo que ella hizo y un poco más …

Cuidado chicas. Cuidado con sus referencias de mujer. A veces es mejor ser anticuada y feliz que moderna e infeliz.

Fuente: blogs.universal.org/cristianecardoso/es

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *