La vida amorosa es un pozo

vidaamorosa

El envenenamiento de pozos es una antigua estrategia de guerra. Envenenar las fuentes de agua de una ciudad era la manera más fácil de conquistarla. Como una fuente de agua contaminada, así es el mal matrimonio o la vida amorosa mal resuelta.

El matrimonio es un tipo de fuente para la vida. Todo fluye de él hacia cada parte de nuestra vida. Si fuera malo, el resto también sufrirá.

Uno de los casos bíblicos ilustra bien esto. Fue el matrimonio de Acab con Jezabel. Usted ya debe haber leído la historia en el libro de 1 Reyes (a partir del 16:32). Él realmente fue merecedor de su nombre y acabó con Israel como nación. Hambre, sed, masacres, idolatría, prostitución, injusticia, pobreza, corrupción… Todo el país sufrió durante años seguidos hasta su muerte, y continuó sufriendo durante mucho tiempo después. Todo a causa de su mal matrimonio. Él, un tonto que ni siquiera era rey en su propia casa. Ella, le daba clases a Satanás en sus horas libres – de tan endemoniada que era.

¿Cuál es la lección de esto?

Trate a su vida amorosa con tanto cuidado como al agua que usted toma.

Usted no tomaría agua de un pozo sucio o de una canilla oxidada, ni de un tanque de agua lleno de cucarachas (perdone la imagen mental, pero créalo: un mal matrimonio es mucho peor que el agua de ese tanque). De la misma forma, ponga toda su atención y todo el cuidado al estado de su vida amorosa.

Entender esto es el primer paso para salir de lo incorrecto hacia lo correcto.

Fuente: renatocardoso.com/es

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *