“Mi vida se destru­yó a causa del alcohol”

Ángel-Santamaría

«Desde los 15 años me induje en el vicio del alcohol y esto trajo a mi vida muchos problemas. En mi casa había muchas peleas, recuer­do que agredía a mis hermanos y no le daba sosiego a mi madre.

Esto hizo que perdiera el res­peto incluso hasta de mis pro­pios vecinos que me decían loco, porque el alcohol me hacía ser un hombre violento.

Mi madre llegó a la Iglesia Universal y comenzó a orar por mí, me hizo la invitación y al participar reconocí que necesita­ba de Dios. Poco a poco fui libre de todos los males, ya no tengo el vacío que sentía y que me ha­cía refugiarme en el licor. Ahora tengo paz, armonía y una buena relación con mi familia, gracias a Dios.»

Ángel Santamaría

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *