santa-cena

De acuerdo con la orientación del Señor Jesús, descrito en la Biblia en Juan 6:53-56, las personas que no participan de la Santa Cena no serán salvas, pues no tienen parte con Dios.
Por este distanciamiento, muchos viven oprimidos, con depresión, tristes, sin rumbo, desmotivadas por los fracasos constantes en todos los aspectos de la vida. Y, sin saber qué hacer para alcanzar un resultado positivo, se entregan al conformismo, pensando que no existe solución.

Como si no fuera suficiente las dificultades que surgen diariamente, que quitan la paz y tranquilidad, aun hay otro problema mayor, que pasa desapercibido e ignorado por millones de personas: el futuro de su alma después de la muerte.

La palabra muerte puede ser aterrador para muchos, que hasta lo pasan por alto, pensando que solo ocurrirá con el prójimo. A diferencia de la mayoría, el Señor Jesús no le tuvo miedo a la muerte, al derramar su sangre para conceder el perdón a la humanidad, con el fin de librarla del tormento eterno. Él también dejó bien claro la importancia de la Santa Cena para el mantenimiento de la Salvación de aquellos que creen en Él:

“El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna, y yo lo resucitaré en el día final.” Juan 6:54

Y usted, ¿quiere la vida eterna? Entonces, no pierda esta oportunidad. Participe de la reunión de Fortalecimiento Espiritual, este miércoles a las 7 pm en la Universal ubicada en el Bulevard de Sabana Grande diagonal a la estación del metro Chacaíto. Otros horarios: 7 am, 10 am, 12 m, 3 pm.

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *