¿Por qué no buscamos la justicia?

no-buscamos-justicia

Justicia significa dar a alguien lo que tiene derecho. ¿Ha recibido usted lo que es justo? ¿Ha alcanzado todos sus derechos? Sabemos la respuesta. Pero, ahora vamos a entender el porqué.

Todos quieren justicia, pero no todos la buscan. Existen cinco razones principales para eso:

  1. No existe ley que le responda. A pesar de haber muchas leyes humanas, existen injusticias a las que ninguna ley responde. ¿Qué ley es la que puede hacer que el marido deje a la amante o que el hijo deje la droga?
  2. No conoce sus derechos. La ley le da el derecho, pero la persona no la conoce.
  3. La justicia es cara. Pagar un buen abogado, dedicar tiempo para seguir todo el proceso, esperar el juicio… Todo eso puede costar muy caro y no ofrece garantías.
  4. No cree en la justicia. ¿Ya fue asaltado o sufrió algún tipo de daño o delito y decidió no dar parte a la policía? Probablemente fue porque pensó que quedaría en la nada. Usted no creyó que se haría justicia.
  5. Cree que la justicia de Dios es automática. ¿Cuántas veces las personas que sufren una injusticia, dicen o piensan: “Está en las manos de Dios”? Pero ni la justicia de los hombres, ni la justicia de Dios llega sin que alguien pelee por su caso. “… Alegad por vuestra causa, dice el Señor” Isaías 41:21

Esas son las razones por las que muchos no reciben la justicia. Y cuando hablamos de la justicia de los hombres, es incluso comprensible, porque realmente tiene defectos. Pero no buscar la justicia de Dios es, como mínimo, que le guste sufrir injusticias.

Por otro lado, Dios odia la injusticia. De tanto querer hacer justicia a los Suyos, las Escrituras dicen que ¡Él cumple el papel de nuestro juez, nuestro abogado, nuestro legislador y nuestro testigo! Imagínese pelear su causa en un tribunal donde su padre es el juez, su hermano mayor su abogado, y el testigo principal a su favor es su mejor amigo…

Tamaña es la voluntad de Dios por hacer justicia.

“¿Y acaso Dios no hará justicia a Sus escogidos, que claman a Él día y noche? ¿Se tardará en responderles? Os digo que pronto les hará justicia. Pero cuando venga el Hijo del Hombre, ¿hallará fe en la tierra?” (Jesús, en Lucas 18:7-8)

Gracias a Dios que hace que Su justicia esté disponible para todos los que usan la fe.

Obispo Renato Cardoso.

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *