“Soy un comerciante bendecido gracias al sacrificio”

test-lunes-030717

“Tenía una vida precaria, pues en el trabajo me estaba yendo muy mal. Debido a que mi esposa estaba padeciendo de cáncer lo poco que tenía debía gastarlo en medicina. Esto me trajo mucha preocupación y realmente no sabía qué hacer.

Mi esposa recibió la invitación para asistir a la Universal y me dijo que la acompañara, fuimos y escuchamos hablar del sacrificio. Lo único que yo quería era la salud de mi esposa, así que no dude en lanzarme en las manos de Dios, comencé a obedecer y creer en la palabra de Dios. Y en cada campaña no dudé en dar mi todo para Dios, pues gracias a eso hoy soy un comerciante bendecido, tengo dos locales comerciales, mi apartamento, camiones, una familia transformada y gracias a Dios ahora puedo decir que todo lo que tengo le pertenece a Él y yo se lo administro.”

Bernardo Liota

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *