Usted tiene valor

sal

Al saborear un delicioso plato de comida, ¿quién se preocupa por saber de dónde viene la sal, de qué marca es, quién la abastece? Normalmente la persona elogia la carne, lo que la acompaña, etc.

Ahora, ¿ya se imaginó el mejor plato del mundo sin sal? El Señor Jesús dijo: “Vosotros sois la Sal de la tierra…”Mateo 5:13

¿Cuántas personas están enfrentando luchas terribles en la casa, en el trabajo, en la vida?

No existe el reconocimiento de nadie en relación a su fe, por lo contrario, los reclamos son muchos, llegando incluso al punto de que la persona piensa en desistir de todo. ¿Ya se imaginó si la sal, a causa del desprecio, o por el reconocimiento hacia los otros elementos y nunca hacia ella, resolviera desistir de condimentar los alimentos?
Desde el plato más elemental al más simple allá está ella con su poder de hacer la diferencia en los alimentos.

El Señor Jesús no dijo “Vosotros sois el azúcar, la harina, la manteca…”. No. Él dijo “Vosotros sois la Sal”. En otras palabras: usted tiene poder para influenciar, para cambiar las situaciones, para cambiarlo todo. Pero, no se engañe: nadie va a aparecer para reconocérselo.

Aquel que es de Dios no está preocupado por lo que los otros piensan o dicen a su respecto. Simplemente hace su parte, sabe Quién está con él y pone en acción su fe, avanza y no se queda llorando la leche derramada.

No pierda el objetivo a causa de las críticas. Avance con todo hacia sus objetivos, ¡levante la cabeza!

Obispo Gonçalves

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *