Obreros, ¿Qué confirma que usted es aprobado?

El post de hoy será bien directo y corto, para que quede bien pronunciado en su mente y para que nunca más se olvide.

La pregunta que se hace es la siguiente:

¿Qué confirma que es un obrero aprobado?

Muchos dirán que:

  • Por los hechos que realiza.
  • Por el tiempo que se dedica en la obra de Dios.
  • Por las responsabilidades que toma cuenta.
  • Por el número de almas que lleva a la casa de Dios.
  • Por el empeño que coloca al momento de atender,
  • Por la oraciones y ayunos que realiza.
  • Por las incontables reuniones en las que participa y trabaja con firmeza.

Y muchas otras cosas…

La verdad, la verdad, eso es esencial, pero todo cae por tierra cuando no hay en su vida 3 características que comprueban que de hecho es un obrero aprobado.

Y son:

OBREDIENCIA.

SACRIFICIO.

PALABRA.

Todas están ligadas entre sí. La obediencia está ligada al sacrificio y a la palabra.

Nadie ve mi interior, y hasta quien soy yo en los bastidores, más si no hay obediencia a la palabra de Dios, entonces mi sacrificio no es aceptado y mis palabras, que pueden ser muchas, no son válidas y por lo tanto no causan ningún efecto.

¡Piense en eso! Déjenos sus comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *